Su fineza sonera es proverbial; resulta una experiencia muy grata verla en la escena con su armónico desenvolvimiento y soltura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario